Fundación Navarra para la Diversificación

Las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) deben considerar al profesional sanitario y al paciente

Las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) deben utilizarse cada vez más para mejorar el uso del conocimiento en los ámbitos clínico, de la gestión y de la investigación. Herramientas tan cotidianas como el ordenador y/o el teléfono móvil empiezan a cobrar especial relevancia cuando quieren manejarse adecuadamente problemas complejos, cuestiones de inmediatez y/o de barreras geográficas, o la coordinación entre profesionales de diferentes niveles asistenciales.

Con el objetivo de valorar el salto que puede suponer esta nueva manera de utilizar los tradicionales métodos de comunicación, la Fundación de Ciencias de la Salud, con la colaboración de GlaxoSmithKline (GSK), acaba de publicar el libro “El Mejor Uso del Conocimiento en Clínica, Gestión e Investigación: ciencia y tecnología de la información en medicina”, basado en la jornada que, bajo el mismo nombre, tuvo lugar en la Residencia de Estudiantes (Madrid). “Estas herramientas deben utilizarse cada vez más para ayudar al médico a tomar decisiones”, señala el doctor Juan Gérvas, profesor de Salud Pública de la Facultad de Medicina de la Universidad Autónoma de Madrid y coordinador de la reunión.

“No sólo debe considerarse el aspecto profesional de las TIC, sino que también hay que tener en cuenta el punto de vista del paciente”, destaca el experto. “Tan fundamental es dar a los distintos profesionales sanitarios (médico, farmacéutico, personal de enfermería, trabajador social y demás) herramientas que faciliten su trabajo en la interacción con el paciente y su familia, como que las TIC den capacidad a los pacientes para favorecer su autonomía de decisión y de vida”, añade.

Las jornadas de las que trata el libro se organizaron en torno a tres mesas redondas, en las que se abordaron las posibles contribuciones de las TIC en los ámbitos clínico (usos en la mejor atención al paciente y cuestiones en torno a la prestación de servicios personales en la consulta, el domicilio y otros lugares), de la gestión (para la organización de los servicios y en una más eficaz gestión del empleo y del rendimiento) y de la investigación.

Según el experto, “es prácticamente imposible que el médico pueda realizar un buen seguimiento de sus pacientes sin ayuda de las tecnologías de las TIC; más aún en el caso de los enfermos crónicos, que suelen tomar muchos medicamentos”. A este respecto, “el buen uso de las herramientas de comunicación disminuiría el sufrimiento de este colectivo, ahorraría costes y daría mucha autoestima al profesional”, apunta. La historia clínica electrónica e internet tienen cada día más presencia en las consultas.

Visto el aspecto clínico, el ámbito de la gestión también puede verse beneficiado por las TIC, y muy especialmente en relación con los incentivos. En este sentido, “los profesionales sanitarios ostentan la responsabilidad social de manejar los recursos disponibles de la manera más eficiente posible, y esto no puede llevarse a cabo con juicio y calidad sin estas herramientas”, explica.

En España, el campo de la investigación es el que mejor uso hace de las TIC. “Las bases de datos farmacoepidemiológicas y para el estudio de la variabilidad están bien explotadas, y se está dando una correcta experimentación e investigación en telemedicina, aunque con escasos frutos prácticos por el momento”, afirma. “En cierta forma, la clase política no está fomentando la innovación en la gestión del conocimiento”.

Sobre la Fundación de Ciencias de la Salud
La Fundación de Ciencias de la Salud es una entidad sin ánimo de lucro, patrocinada por GlaxoSmithKline, que pretende ser un lugar de encuentro para los distintos sectores sociales involucrados en el mundo de la sanidad. Fundada en 1991, sus objetivos prioritarios giran en torno a la bioética, la salud, la ciencia y las humanidades, con un amplio elenco de actividades y proyectos.

Más información aquí

Medicina a distancia en la era de internet

Un chequeo médico a través de internet era cosa de ciencia ficción hace una década. Ahora son cada vez más los hospitales y hogares de EEUU que usan las tecnologías de la medicina a distancia, o la “telemedicina”.

La Asociación Americana de Telemedicina (ATA) define esta práctica como “el intercambio de información médica de un sitio a otro a través de comunicaciones electrónicas” como las fotografías digitales y las videoconferencias.

Así, las radiografías, electrocardiogramas o signos vitales de un paciente en Albany, capital del estado de Nueva York, pueden ser leídos e interpretados por un cardiólogo o radiólogo en otra ciudad, de la misma manera que si tuviera al paciente en su consultorio.

Incluso las heridas, dermatitis, otitis o dolores de garganta, que requieren del diagnóstico en persona, son ahora chequeados con cámaras digitales en mymd.com, un servicio por internet que ofrece acceso a doctores que están de turno las 24 horas del día.

Aunque muchos médicos son escépticos y aseguran que la tecnología no debe reemplazar las consultas en persona, en EEUU la telemedicina es usada con más frecuencia en zonas rurales, asilos de ancianos, cruceros, prisiones, el Ejercito y las misiones de la NASA.

Estudios de varias agencias del departamento de Salud y de la ATA estiman que unos 200 programas de telemedicina han sido instaurados en unos dos mil centros médicos de EEUU, número mayor aún si se consideran las escuelas y otras instituciones.

La telemedicina tiene especialidades como la “telepediatría” y la “telesiquiatría”, que se practican a través de videoconferencias, y explora nuevos campos, como el diagnóstico de cáncer de mama, diabetes y cuidado dental.

Los hospitales que la utilizan sostienen que el sistema es efectivo para reducir los costos de atención al paciente y agilizar la respuesta médica. El Hospital de Niños de Washington aumentó sus ingresos un 55 por ciento y se ahorró 250.000 dólares en un año en costos de consultas directas por eco-cardiología gracias a la telemedicina, según la ATA.

Bill Braithwhite, director Ejecutivo de eHealth Initiatives, dice “con las conexiones de las telecomunicaciones cada vez más ágiles es posible enviar y recibir fotos y rayos X mucho más rápido. Un dermatólogo ya puede consultar un caso a través de la web”, señala.

Más información aquí

Un hospital israelí utiliza la Playstation como terapia para ayudar a los pacientes quemados a asumir sus heridas y superar los daños psicológicos

Una terapia pionera desarrollada en un hospital de Israel ayuda a los pacientes quemados a asumir sus heridas y a tratar de superar los daños psicológicos que producen sus lesiones gracias a una videoconsola. “Empleamos esta terapia con cada paciente que llega a nosotros y puede incorporarse en la cama para jugar”, ha explicado el doctor Josef Haik, cirujano plástico y especialista en quemados de la Facultad de Medicina de la Universidad de Tel Aviv.
Director de la unidad de quemados del Hospital Sheba, en la localidad de Tel Hashomer (próxima a Tel Aviv) y donde se realiza la terapia, Haik lleva a cabo esta peculiar rehabilitación en una gran sala de simulación del centro médico. “Es una habitación virtual con una estructura amplia. La idea central es que usamos un software muy barato denominado EyeToy, un programa que funciona con la PlayStation de Sony 2″.
El EyeToy es una cámara digital parecida a una webcam, con una tecnología que permite fotografiar al paciente y reproducir su apariencia y gestos en imágenes, que aparecen en una simple pantalla de televisión. De esta manera, el paciente puede jugar contra el propio ordenador donde aparece su imagen o con otros personajes de la famosa consola.
“Las ventajas de este sistema de curación es que el paciente no tiene que tocar nada y que se ve a sí mismo proyectado en el videojuego en lugar de exponerse directamente al espejo”, ha afirmado Haik, quien desde el año 2004 experimenta esta terapia con quemados.
El especialista apunta que una de las ventajas del tratamiento virtual es que puede ser empleado por múltiples personas, evitando el riesgo de contagios de infecciones, ya que el enfermo no tiene que sujetar ni tocar ningún objeto.
Los especialistas creen que la consola colabora, además, a reforzar la autoestima del enfermo ya que el juego le reta y a la vez le recompensa. “Los pacientes se enfrentan a desafíos en juegos como el boxeo, tenis o simplemente lanzando objetos virtuales contra la pantalla, y se sienten gratificados cuando logran aplausos y puntos con cada éxito”, ha subrayado Haik.
Más información aquí

Emponderamiento del paciente: origen y objetivo

En esta sociedad que hemos construido, hemos situado al hombre y  su comodidad en el centro de toda la actividad que generamos. Sin embargo vivimos inmersos en una carrera frenética por convertirnos en los más competentes, competitivos, eficientes… y por el camino, nos ha surgido la necesidad de contrarrestar el efecto de las exigencias que nos impone semejante ritmo de vida . Así pues, es legítimo aplicarnos en buscar alternativas y respuestas  a males complicados propios de este siglo cuya solución va más allá de una vacuna, la administración de un fármaco o la intervención en quirófano.

En esta búsqueda en las que las personas (en medicina “El paciente”) se han convertido en origen y objetivo, queda mucho por hacer sin embargo la tendencia de la que nos habla la actualidad nos permitirá, en un futuro no muy lejano, dar un salto cualitativo en el rediseño de modelos de atención sanitaria, inversión intensiva en investigación, dotación de recursos a la clase científica, desarrollo de tecnología y dispositivos para la autogestión de la salud y su aplicación en el ámbito de la telemedicina y un largo etc que confiamos no pare de crecer, no como síntoma de una enfermedad, sino como resultado de un sistema nutrido con recursos y vertebrado en la sociedad del conocimiento.

En este ámbito Navarra dispone de un tejido empresarial maduro además de gozar de la buena salud de un sistema asistencial e investigador con una respetada imagen externa. Todas ellas oportunidades diferenciadoras de esta región que deberemos potenciar y en base a las cuales se puede volcar el sector para desarrollar proyectos de futuro que contribuyan a mejorar la calidad de vida de la sociedad navarra y por qué no también la de otros contextos nacionales, europeos o mundiales. La globalización es lo que tiene.

Con el fin de contribuir a la concienciación empresarial y social así como a la divulgación de oportunidades, experiencias innovadoras, este Blog se hará eco periódicamente de actualidad en torno a este ámbito. Por ello esperamos contar con vuestras visitas y, por qué no, también con vuestras aportaciones que serán bienvenidas por la FND y seguro, enriquecerán al resto de lectores de estas páginas.